Como viene siendo tradición esta semana hemos cerrado el año con nuestro tradicional desayuno de Navidad, un momento para encontrarnos con todas las personas que de alguna forman caminan con nosotros a lo largo del año, así como para reflexionar y hacer balance del camino recorrido durante estos últimos 365 días.

Un año más mantenemos y continuamos potenciando la Responsabilidad Social Corporativa, con medidas que facilitan la conciliación de la VIDA FAMILIAR Y LABORAL, y que se estructuran principalmente en torno a la organización que permite el trabajo en remoto, disfrutar de tardes libres o la concentración del horario de trabajo. De hecho, somos un año más uno de los dos únicos despachos en España CERTIFICADOS EN EFR.

El pasado año, pudimos aumentar nuestra aportación y nuestras acciones en todas aquellas cuestiones que tienen un impacto externo: la INNOVACIÓN, la CULTURA EMPRESARIAL Y EMPRENDEDORA, el DEPORTE y la EDUCACIÓN Y FORMACIÓN.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario